Vivir en una residencia: 5 tips para una experiencia increíble

Seguramente, compartes la opinión de la mayoría de las personas que consideran que es mejor vivir en una casa completa, para disponer de todo el espacio a tu antojo. En lugar de preferir una residencia, donde tienes que compartir con muchas personas, regularmente desconocidas. Esta situación suele presentarse por primera vez, cuando nos toca estudiar en la universidad y se encuentra lejos de nuestro hogar. Si estás pasando por esta etapa, eres un estudiante universitario que tiene que estudiar lejos de casa y te ha tocado vivir en una residencia te presentamos 5 tips para una experiencia increíble.

Disfruta de actividades a diario

No es secreto, que compartir el espacio donde vivimos con personas extrañas se convierte en toda una aventura y constante adaptación al cambio. Debido a las diferentes personalidades que podemos encontrarnos como compañeros de convivencia.

Por esta razón, tu vida en la residencia se puede convertir en una pesadilla. Debes aprender a mantener tu tiempo ocupado realizando distintas actividades que te mantengan entretenido a diario. Actividades que puedas disfrutar sin necesidad de correr riesgos innecesarios. Haciendo que no te hagan pensar por un rato en las complicaciones propias de la convivencia con compañeros de la universidad.

Se trata de planificar excursiones, talleres, seminarios y cualquier otra actividad fuera de la residencia. De esta manera, minimizando el tiempo de ocio en los espacios que compartes con tus compañeros de estudios o de facultad.

Comparte tus vivencias con tus compañeros

En caso de que seas de las personas que disfrutan de la compañía de otras personas, entonces comparte tus vivencias con tus compañeros de residencia y de facultad. Recuerda que eso se disfruta como si no se volvieran a repetir.

La vida como universitario está llena de momentos irrepetibles. Por lo que es el momento perfecto para acumular recuerdos con tus amigos y compañeros de facultad.

Organiza reuniones, participa en paseos turísticos y realiza voluntariado con las personas más necesitadas. Con los programas que te ofrece la universidad puedes orientar tus jornadas hacia el trabajo social y la ayuda a la comunidad.

Aprovecha los servicios que se incluyen

En las residencias estudiantiles, generalmente tienes toda la libertad de usar servicios de biblioteca, instalaciones deportivas y salones de recreación. Dándote la libertad de dedicarte al baile, la pintura, las manualidades o la música.

Dedícate a identificar, el valor agregado que tiene vivir en una residencia. Aprovechando los servicios que se incluyen en el coste de tu permanencia en esos espacios.

Descubre que hay muchas cosas a ganar cuando te das cuenta de la ventaja que significa vivir en una residencia mientras cursas estudios universitarios.

Haz planes en grupo

La clave está en disfrutar al máximo el tiempo de estancia que tengas en una residencia de estudiantes universitarios. Debes entender que seréis una familia mientras dure vuestro tiempo de estudios, os veréis todos los días, compartiréis triunfos y fracasos en cada asignatura que curséis, y aprenderéis a quereros como hermanos.

Estos planes se disfrutan cuando se planifican desde los trabajos en grupo hasta los paseos por los parques y los museos. Realizar actividades en las cuales involucres a todos tus compañeros de residencia, es la mejor estrategia que puedes aplicar. Creando momentos increíbles durante ese tiempo de vida con personas ajenas a vuestro núcleo familiar.

Recuerda guardar tiempo para ti

Dentro de todo lo que decidas hacer durante tu tiempo de vida en la residencia, es importante que no te olvides de cultivar la relación que tienes contigo mismo. Aprende a detectar tus preferencias, descubre cuáles son tus límites y alcances.

Recuerda guardar tiempo para ti, para dormir a tus anchas, leer un libro por completo en una noche, aprender a tocar un instrumento que siempre te ha gustado, pero no te atrevías a experimentar la sensación de saber usarlo.

El tiempo que te dediques a ser feliz en soledad será el más beneficioso. Te conecta con la esencia de tu vida, te recuerda porque estas estudiando lejos de tu familia y cuál fue la meta que te trazaste cuando comenzaste la gran aventura de vivir en una residencia. Todo mientras te preparas para convertirte en todo un adulto responsable y profesional.

No olvides que es tu responsabilidad vivir esta aventura de la mejor manera posible, con todos los beneficios que trae consigo. Vivir en una residencia es una experiencia increíble.

¡Haz click para puntuar esta página!

Es muy importante para nosotros que puntúes nuestro trabajo para poder seguir mejorando. Tus opiniones ayudan al resto de estudiantes a encontrar nuestra página web.

(Votos: 1 Promedio: 5)

¿Te ayudamos en tu búsqueda?

Nuestro equipo de expertos te ayudará a encontrar y reservar la mejor residencia de forma gratuita vía teléfono, WhatsApp, email o chat.
Contactar